Mejora tu desarrollo muscular evitando estos errores

La mayoría de deportistas tienen en mente ganar masa muscular. Pero no todo es dedicación. Si en algún momento observas que estás perdiendo músculo o no estás obteniendo los resultados deseados, no desistas. Quizás estés cometiendo, sin saberlo, algunos errores al entrenar.

En este artículo repasamos lo que no debes hacer en tus entrenamientos para aumentar el músculo.

  1. Cuanta más cantidad mejor. Querer ganar masa muscular no significa comer más. Deberás elegir tu dieta de forma selectiva cuidando tu aporte diario de proteínas (2 gramos por kilogramos de masa corporal) y de carbohidratos (al menos el 55 % de tu dieta). Destierra los alimentos ricos en grasas saturadas, haz entre 6 u 8 comidas al día y apuesta por las verduras, frutas, legumbres y frutos secos.
  2. Entrenamientos violentos de bajas repeticiones. La clave de cómo potenciar el músculo no es levantar muchos kilos; si lo haces sin control te expondrás a una lesión muscular. En su lugar, levanta pesos que te permitan hacer más repeticiones (entre 10 y 12) de forma controlada y lenta (dedica de 8 a 10 segundos para cada una). Si haces pocas repeticiones aumentarás fuerza, pero no tamaño.
  3. No a los entrenamientos eternos. El hecho de que las repeticiones lentas sean beneficiosas no quiere decir que tengas que basar en ellas todos los entrenamientos para aumentar el músculo. Tampoco abuses de las pausas entre series; contribuirás a que tus músculos se enfríen y necesiten más energía. Para como máximo 3 minutos e intenta caminar o practicar cualquier otro tipo de recuperación activa.
  4. Rutinas monótonas. Si no tienes una planificación y una meta tus esfuerzos serán en vano. Sobre todo, al principio es conveniente fijarte unos objetivos realistas sin querer alcanzar fuerza, volumen, definición y resistencia a la vez. Practica entrenamientos variados y progresivos, que incluyan ejercicios complejos como sentadillas con barra libre; son los mejores entrenamientos para aumentar el músculo. Limita los ejercicios cardiovasculares y las máquinas.
  5. La suplementación no es para mí. Los entrenamientos tan exigentes requieren de suplementos (como las proteínas whey) para recuperarte más rápido tras pasar por el gimnasio. La suplementación, además de favorecer el desarrollo de la masa muscular, también te ayudará a llegar en mejores condiciones y rendir mejor al día siguiente.
  6. Descuidar tus hábitos. No te saltes los horarios: duerme 8 horas diarias. Toma suficiente agua todos los días y, por supuesto, no consumas alcohol (fuente de calorías vacías).

Esperamos que sigas nuestros consejos y que pronto obtengas los resultados que estás buscando con tus entrenamientos. Y para cualquier consulta déjanos tu comentario o ¡contacta con nosotros!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *